Remedios caseros para bajar la presión

La presión alta, también conocida como hipertensión, llega a afectar a 1 de cada 3 adultos y se prevé que este número solo siga creciendo.

La sangre y su circulación por todo el organismo son vitales para mantener la vida. Por medio de este proceso se proveen nutrientes cruciales además del oxígeno a las células y órganos. También son claves en la eliminación de desechos y dióxido de carbono. Se debe considerar que cuando el corazón efectúa su latido este crea presión, la cual empuja la sangre por medio de las arterias y venas. Es esta presión, la que se denomina como nuestra presión arterial. Hay dos fases dentro de este proceso en el corazón, la primera de las dos fuerzas es cuando bombea la sangre en las arterias y la segunda es cuando el corazón descansa entre los latidos. Cuando se eleva nuestra presión arterial, se puede generar un daño que perturba este proceso.

Si somos alguien que sufre de hipertensión, el corazón genera una exigencia extra para bombear la sangre a través del cuerpo. Y mientras que las arterias sanas son casi tan flexible como los músculos, la fuerza de la presión arterial alta, lleva a que se estiren más de lo recomendado sus paredes. Es este estiramiento excesivo es el que puede conducir a pequeñas grietas en los vasos sanguíneos que deja el tejido expuesto ante cosas como el colesterol.

Remedios caseros para bajar la presión

Remedios caseros para bajar la presión

Remedios caseros para bajar la presión

Reducir la presión arterial con ajo

El ajo es un excelente remedios caseros para bajar la presión, ya que las propiedades del ajo son muy buenas. El ajo tiene componentes beneficiosos para controlar una serie de dolencias, una de ellas es la hipertensión. Aunque hay un pequeño problema sobre este, la alicina. La alicina es responsable de entregar los múltiples beneficios a la salud, aunque la cantidad de esta que se obtiene del ajo cuando se consume crudo es irregular, ya que suele disolverse cuando entra en contacto con el ácido estomacal.

Debido a eso, se puede tomar en forma de tabletas, en donde se garantiza un rendimiento óptimo de la alicina obteniendo la cantidad apropiada para tener resultados sólidos cuando se trata de bajar la presión arterial. Los estudios señalan que las tabletas de alicina tomadas de manera regular, recudieron la presión arterial de manera constante.

Remedios caseros para la presión con Sandia

Todas las mañanas se puede consumir un trozo de sandía. A menudo la sandía es vista como una fruta que solo se consume en verano porque es refrescante, sin embargo, también ayuda a bajar la presión arterial.

Para ocupar la sandía como un tratamiento para controlar la presión arterial alta, se debe consumir todas las mañanas con el estómago vacio.

Mejorar la presion con ejercicio

Junto con la dieta, los ejercicios deberían estar presente en la vida de las personas que sufren de presión arterial. Se debe considerar que el corazón al ser un músculo, este crecerá más fuerte con el ejercicio. El ejercicio es, en muchos casos, todo lo que se necesita para controlar nuestra presión arterial.

Tan solo se necesita realizar ejercicios por 30 minutos al día. No necesariamente se necesita correr una maratón, incluso las tareas simples como limpiar el piso es bueno para nuestro corazón. La clave es realizar tareas que eleven nuestro ritmo cardiaco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading...